Accidentes de trabajo y enfermedades ocupacionales

Todas las personas que se desempeñan en diferentes actividades, están expuestas a varios tipos de accidentes de trabajo y enfermedades ocupacionales, es por esto que las empresas deben cumplir una serie de requisitos, para de forma preventiva evitar estos accidentes, o en casos de que ocurran, asistir a sus empleados de la manera más adecuada y oportuna.

En España, existen estatutos que obligan a los empleadores a cubrir a su personal en casos de accidentes y esto es con carácter de obligatoriedad so pena de multas en caso de incumplimiento por parte de la empresa. Para estos fines, fue creada la Ley de Prevención de Riesgos Laborales.

En que consiste la Ley de Prevención de Riesgos Laborales

Bueno, te diremos ahora mismo en que consiste la Ley de Prevención de Riesgos  Laborales, esta es una ley que fue creada por la década de los años setenta con el objeto de proteger a los trabajadores que laboran en las empresas españolas. Esta Ley consta de seis capítulos, los cuales se componen de cincuenta y cuatro artículos en total.

Sería muy amplio el artículo que estamos escribiendo para poder exponer cada uno de ellos explícitamente, pero básicamente cada uno de estos artículos ha sido diseñado con mucho esmero por las leyes en favor de los trabajadores, y en pro de defender sus derechos.

El incumplimiento de cualquiera de estos artículos, traería graves consecuencias para el ente empleador, llegando en algunos casos extremos hasta la orden de cierre de la empresa, o cese de sus funciones de manera definitiva o temporal, según sea el caso.

¿Cuáles serían los riesgos de accidentes que puede tener un trabajador en una empresa?

Ahora vamos a contemplar cuáles serían los riesgos de accidentes que puede tener un trabajador en una empresa, y comencemos por enumerarlos muy someramente, en este caso podemos citar: caídas de alturas, quemaduras, cortaduras, contagios, intoxicaciones, torceduras, desviación de columna, agotamiento, daños psicológicos, inculpaciones falsas, explotación salarial, y muchas otras.

Para todos y cada uno de estos casos, existe la ley que protege al trabajador contra cualquiera de estas causas, bien sea de manera preventiva mediante la implementación de normativas y proveyéndolo de los uniformes necesarios, cascos de seguridad, botas de seguridad con punta acerada, guantes, arneses, máscaras, lentes de seguridad, tapa bocas, fajas, y sobre todo, abogados defensores de los derechos de los trabajadores. Un buen gerente de recursos humanos para resolver cualquier problema que pudiera presentársele al trabajador.

¿Qué tipo de enfermedades se le pueden presentar a un empleado a causa de su trabajo?

Realmente son muchas, pero te vamos a decir grosso modo qué tipo de enfermedades se le pueden presentar a un empleado a causa de su trabajo, comencemos, por las que pudieran devenir del exceso de trabajo, que puede degenerar en agotamiento físico y mental con sus consiguientes consecuencias que pudieran ameritar la intervención de médicos especialistas, y dependiendo del caso la indicación de reposo por el tiempo que lo considere el médico tratante.

Otra de las enfermedades derivadas del trabajo, pudiera ser el contagio de alguna bacteria o virus que se desate en el sitio de trabajo por falta de prevención. Es obligación de los empresarios, pedir exámenes médico confiables a las personas antes de darles la oportunidad de laborar con ellos en sus instalaciones.

Estos exámenes deben realizarse periódicamente ya que una persona puede contagiarse eventualmente de cualquier virus durante el tiempo en que esté trabajando en una empresa. Si no se toman las previsiones pertinentes, este empleado puede contagiar a los demás compañeros de trabajo.

Las caídas de alturas o a nivel de  piso pueden sorprender a cualquier trabajador

No podemos descartar que las caídas de alturas o a nivel de  piso pueden sorprender a cualquier trabajador, claro, es por esta razón que se deben tomar las medidas necesarias de forma preventiva. Si los trabajadores tienen que realizar labores en quicios o a niveles de altura peligrosas, deben utilizar arneses, cascos y todo lo necesario en caso de alguna caída. El incumplimiento de esta prevención por parte del trabajador, debe ser motivo de sanción o de despido.

También, es motivo de prevención los resbalones a nivel de piso por no poner las franjas de seguridad anti resbalantes que deben estar colocadas en sitios estratégicos como escalones, rampas, y pasillos o patios donde se puedan derramar líquidos o aceites. Para esto se deben utilizar botas de caucho anti resbalantes. Los empleados siempre deben estar provistos de sus respectivos cascos en caso de que así lo amerite el tipo de trabajo que esté desempeñando.